hackeo de Mark zuckerberg

Cuando eres dueño de tres de las redes sociales más importantes del momento, es normal que pienses que eres INMUNE al hackeo. Sin embargo, es mejor prevenir que lamentar. Esa es la primera lección que nos deja el hackeo de Mark Zuckerberg.

El conocido filántropo no deja de sorprendernos. En esta oportunidad, se dio a conocer la noticia de que el creador de Facebook fue víctima de un grupo conocido como los hackers OurMine Team.

Los piratas cibernéticos adquirieron, no solo la contraseña del también dueño de Whatsapp, sino la de más de 100 millones de usuarios a través de un robo masivo a la red social LinkedIn en el año 2012. Esta compañía no se había percatado del asunto hasta hace unos pocos días, cuando ciertas credenciales se esparcieron en el mundo del mercado negro.

OurMine Team, no solo ingresó al perfil de LinkedIn de Zuckberberg, sino también a su cuenta de Twitter y Pinterest. Para hacer la historia un poco más divertida, los bandidos internautas hicieron pública la clave usada por el propietario de Instagram, la cual es… “dadada”. No, no es una broma. Con esto viene la segunda lección tras el hackeo de Mark Zuckerberg. 

Por suerte, Zuck recuperó todas sus cuentas y, posiblemente, haya decidido cambiar de clave. Quizá, haya puesto ahora “kikirikí” o “hahaha”. Lo cierto es que, ni tu ni yo, seremos víctimas de esos “piratas” porque nuestras contraseñas son un poco más serias y tienen números.

Comments are closed.