Inversionista adecuado

 

El inversionista o inversor adecuado es una de las claves para hacer crecer tu negocio y llevarlo al éxito lo más rápido posible, pero antes debes conocer los tipos de inversionistas que existen y cuándo acudir a ellos.

 

Descubre los Pros y Contra de cada inversionista

 

Friends-Family-Fools o Amigos-Familia-Tontos

En la etapa inicial de tu startup son los amigos, familiares y tontos los que te ayudan a impulsar la idea de tu proyecto. Generalmente, ellos entran en acción cuando la compañía aún no está formalmente constituida e intervienen en el aumento del capital inicial para que empieces a desarrollar tu empresa. Si quieres levantar dinero con apenas un concepto de lo que quieres lograr, entonces acudir a estos inversionistas es lo ideal.

Instituciones financieras

Contar con un banco que te brinde la oportunidad de pedir un préstamo es un beneficio increíble para tu startup, sin embargo generan intereses y eso puede traerte complicaciones. Si tienes un buen concepto, el apoyo de grandes influenciadores y tu proyecto tiene potencial, solo debes evaluar tus finanzas y ver si tu mejor opción es acudir a una institución que te ayude con un crédito.

 

Angels

Uno de los impulsores más apropiados para los que buscan capital semilla son los llamados “ángeles”. Usualmente, son personas con recursos financieros propios que invierten en emprendimientos con un buen equipo e idea. El foco principal de este tipo de inversionistas es hacer que el proyecto sea un éxito y servir de mentor a los líderes de los startup. En este excelente sitio web podrás construir relaciones duraderas con angeles inversionistas.

Venture Capitalists

Los inversionistas de capital emprendedor, o venture capital, le dan un empuje importante a tu proyecto, porque brindan un capital grande y ayudan a expandir a pequeñas empresas sin tienen acceso al mercado de capitales. Si ya has comprobado que eres un buen emprendedor, tu proyecto está creciendo, tus ventas están generando retornos, o tienes un producto único, entonces esta es una buena opción. Invierten una cantidad estimada en un startup a cambio de un porcentaje. Tienen un riesgo muy alto, por lo que esperan retornos elevados, por lo general, invierten en un portafolio de empresas para diluir sus riesgos.

Eventos

Participar en eventos y concursos también es una manera de levantar dinero para tu startup. De hecho, es una forma típica de aprovechar para entregar tarjetas con tu nombre. Si quieres que tu proyecto se dé a conocer, entonces debes exponerte y demostrarle a las incubadoras y aceleradoras de qué estás hecho.


Si quieres impulsar tu startup y no sabes por dónde empezar, recuerda tener muy claros estos conceptos para aumentar tu capital. La etapa correcta y la elección adecuada de tu inversionista son esenciales para llevar tu proyecto al éxito.

Te invitamos a leer nuestro artículo sobre Crowdfunding plataformas para financiar tu startup