Hay miles de mitos sobre startups de tecnología abundando en Internet. La mayoría, aunque te sorprenda, son completamente erróneos y se alejan de lo que buscan estos proyectos como tal. La cultura del startup no es tan fácil y cómoda como muchos piensan, por eso queremos hablarte hoy sobre algunos conceptos falsos que han empezado a girar en torno a las empresas que apuestan por lo tecnológico.

Llegar a la cima es pan comido

Los startups de tecnología no llegan a donde están por arte de magia… Tienen que comenzar por alguna parte, y generalmente, eso significa empezar de cero. C-E-R-O. No es que el éxito aparece de la nada, todo lo contrario, hay que perseguirlo y luchar por él para que se quede. Las empresas, por más que cuenten con un producto estelar con mucho potencial, tienen que encontrar inversionistas y convencerlos que su proyecto vale la pena. Muchas veces, los emprendedores no tienen absoluto control sobre el futuro de su negocio por los cambios que hay en las plataformas digitales y deben buscar oportunidades/ herramientas para hacer crecer sus fondos.

Startups de tecnología

IEETECH ltda es una empresa que desarrolló una plataforma llamada Chipsafer en la que se puede rastrear y detectar las anomalías fisiológicas del ganado de forma remota y autónoma. Seguramente ellos no empezaron teniendo todas las de ganar sino que trabajaron de manera ardua para que ese productor rural pudiese saber dónde se encontraban sus animales y cuál era el comportamiento del mismo para así evitar enfermedades y aumentar la producción. Un ejemplo de un negocio que tuvo un gran impacto en la sociedad gracias al manejo adecuado de cada una de sus áreas.

Pensar en los beneficios es incorrecto

¿Por qué? Al fin y al cabo, el objetivo de los startups (y de cualquier persona que quiera emprender) es ver crecer el negocio. Lo malo sería ignorar los beneficios de crear y construir un negocio efectivo que funcione. Muchas veces se piensa que los emprendedores no deberían enfocarse en la parte que les saca ventaja, pero la verdad es que eso no tiene ningún tipo de sentido porque el que se inicia en este mundo debe estar 100% claro y al día con los ingresos que genera la empresa (tanto financieros como sociales).

Startups de tecnología

Livox, por ejemplo, es una aplicación que ayuda a las personas con discapacidad a integrarse en la sociedad. En Brasil, ya son 10.000 personas con discapacidad que la utilizan y sabemos con seguridad que los beneficios de este emprendimiento era lo que mantenía el motor andando desde el principio. ¿No crees?

La primera idea es la mejor

Este mito es enteramente falso, en especial si estamos hablando de empresas de tecnología, las cuales están enfocadas en su totalidad en las tendencias del momento. En un mundo tan cambiante como lo es el Internet y las innovaciones tecnológicas, no sirve de mucho quedarse con una idea que haya salido como primera opción. Por lo general, este tipo de proyectos necesita estar inmerso en el día a día de los consumidores, por lo cual, antes de emprender, la idea tiene que pasar por una serie de filtros, investigaciones y pruebas que lo que hacen es voltearla, modificarla y adaptarla a las necesidades de los consumidores. Que siga siendo el planteamiento principal y primitivo, es una cuestión difícil de lograr ¿no lo crees? Claro que hay ideas poderosas que se convierten en realidad… Pero generalmente no son las primeras. Recuerda que los mejores emprendedores, o los que alcanzan el éxito, son aquellos que ponen sobre la mesa su proyecto, lo redefinen, lo ajustan, intentan destrozarlo, y luego, sólo después de numerosas modificaciones, es que lo lanzan al mercado.

Startups de tecnología

Plataforma Saúde es una empresa en Río de Janeiro que recibió el premio al startup más creativo y el premio 3M al emprendimiento gracias a que usó la tecnología para proporcionar una atención sanitaria a comunidades con poco acceso a la asistencia sanitaria básica. Estamos seguros que no se fueron por su primera idea, ni la segunda…. Ni la quinta, si a eso vamos. Piensa con calma que las oportunidades para alcanzar tus metas no se van a ir corriendo.

Tu producto va a gustar desde el principio

¡Muchos emprendedores dirían “ojalá”! Es el sueño de todos los que tengan un startup… Por supuesto que es fácil enamorarse de tu propio negocio pero es porque pasas horas de tu vida con él e inviertes energía, dinero y todas tus ganas. Con tus consumidores es un poco más difícil. Lo importante es no desistir y abandonar el producto… Tarda un poco más, pero al final, el éxito será increíble.

Startups de tecnología

Hand Talk nació como una plataforma de traducción automática de lenguaje de señas utilizada por la comunidad sorda. Tardó unos cuantos meses para que Hugo, el intérprete tridimensional, se estableciera en el mercado, pero ahora ha acumulado más de 20 millones de traducciones realizadas y ha beneficiado a más de 10 millones de personas en Brasil. ¡Constancia, disciplina y foco!

Los mitos en torno a los startups de tecnología están un poco confusos, pero la verdad es que los emprendedores tienen que darse cuenta que las ideas que se persiguen, pueden crecer y hacerse realidad. ¿Tú qué opinas de este tema?

Comments are closed.